>

Trading Mecánico

Una de las funciones del trading mecánico es limitar al máximo la cantidad de errores posibles que podemos cometer, para facilitar el proceso de enfocarnos y mentalizarnos en nuestro sistema, y lograr el estado mental apropiado para operar correctamente.

En este tipo de trading, debemos actuar mecánicamente, literalmente sin tener que pensar en las operaciones. Todo lo debemos tener predefinido de antemano: la estrategia que nos define las condiciones de entrada en una operación, la posición del objetivo y el stop de protección.
Una vez que se cumple nuestro criterio para realizar una operación, colocamos nuestra orden con su objetivo y stop y nos olvidamos de ella. Exclusivamente en esto es en lo que nos debemos enfocar. La operación puede ser ganadora o puede ser perdedora, eso no nos importa en lo absoluto. Lo único que
nos debe importar en el trading mecánico es identificar correctamente nuestra señal de entrada, colocar la orden con su objetivo y stop, y ¡NADA MÁS! Todos los parámetros están predefinidos previamente.
¡No hay nada de que pensar!

Esta es una estrategia que ayuda a algunos trades a ser más consistentes. Debido a que las personas entran en un estado de bloqueo al momento de análizar el mercado, el Trading Mecanico lo que busca es que pienses más en tu estrategia, que en cualquier otra cosa. El enfoque de que salga la operación ganadora si o sí, nos limita a pensar en que cualquier operación puede salir perdedora (o viceversa), sin embargo en el trading mecanico nuestro enfoque es en la manera como desarrollamos la estrategia, sin pensar en más nada.

De esta manera estamos eliminando cualquier posibilidad de dudas, titubeos o inseguridades al operar. El trading mecanico nos sirve para identificar claramente cuales son nuestras limitaciones.

Trading Subjetivo

En este nivel de trading, las decisiones que tomamos no están basadas exclusivamente en condiciones predeterminadas, como lo es en el modo mecánico, sino que las decisiones se pueden ir tomando sobre la marcha, además que también se pueden cambiar y modificar en cualquier momento, basándose en la ‘lectura’ de los movimientos en cada momento. Por esto cambia radicalmente el modo de operación, comparado con el trading mecánico, porque constantemente se están evaluando y recalculando los puntos de entrada y de salida de las operaciones, en base a la información que nos proporciona el mercado. Decidir no entrar en una operación que cumple con los criterios de entrada, o decidir salirse antes de que se toque el objetivo o el stop son opciones perfectamente válidas, porque estas decisiones no se están tomando en base a emociones o a falsas expectativas, sino que se basan en razonamientos más profundos surgidos de la interpretación de los movimientos del precio.

Obviamente este nivel es mucho más sofisticado y requiere mucho más práctica y estudio que el Trading Mecánico, además que existe la posibilidad de cometer muchos más errores, por lo que definitivamente no es recomendable para una persona que inicia en el mundo del trading, tratar de operar aplicando el Trading Subjetivo sin antes tener una buena comprensión de su estrategia, su plan y las habilidades necesarias para aplicarlo. La mayoría de los traders profesionales dominan el trading subjetivo, y es una forma de conseguir ganancias considerables y consistentes. Pero hay otro nivel más elevado, al que un mínimo porcentaje de los profesionales alcanza, el Trading Intuitivo.


Trading Intuitivo

A primera vista esto puede parecer ilógico, peligroso e irresponsable. Y de hecho, si se hace sin tener la habilidad así resultará. Pero los que logran hacerlo de manera correcta son los más exitosos de todos los operadores.
Todos tenemos habilidades intuitivas, pero casi nadie sabemos utilizarlas. Por ejemplo, muchas veces pensamos que el precio hará cierto movimiento específico, y sucede exactamente como lo presentimos; pero a diferencia de un trader intuitivo, nosotros sólo lo observamos, mientras que el trader lo aprovecha. Nosotros normalmente necesitamos razones para colocar una operación. Nuestro cerebro trabaja en base a razonamientos lógicos, y por eso, algo que no puede ser explicado con un razonamiento, lo descartamos. En el método intuitivo, se trabaja basándose en gran parte en intuición, no utilizando nuestra mente racional, sino nuestra mente artística o creativa.
Esto es equivalente a un profesional sobresaliente en cualquier área, como los deportes, las ciencias, el arte, etc. Puede haber muchos profesionales, pero los verdaderamente sobresalientes son pocos.

Esta habilidad requiere mucha práctica y desarrollo, no se puede obtener leyendo el libro “Trading Intuitivo para Idiotas”, o tomando el curso “Cómo hacerse millonario en 3 sesiones”. Además requiere continua práctica y refinamiento, es una habilidad que se tiene que desarrollar constantemente. Es como si el mejor futbolista del mundo pudiera, simplemente, dejar de entrenar y seguir siendo el mejor. Los traders intuitivos actúan en base a sus corazonadas, y muchas veces no existe una explicación para poder justificar de forma racional la decisión que tomaron, y es importante mantenerlo de esta forma, porque en el momento en que se intenten justificar las operaciones empezará a dudar de sus intuiciones. Lo difícil es traer a nuestro consciente estos presentimientos y actuar en base a ellos sin cuestionarlos.


Para concluir, debemos tomar en cuento que esto es simplemente maneras de ver el trading. Una manera que resulta fácil de entender y que podemos interpretar para identificar nuestra manera de operar. No hay necesidad de alcanzar los niveles superiores para lograr ser rentable, basta con dominar una estrategia y aferrarse a ella como es el caso del Trading Mecánico. Intentar saltar y hacer sin previa practica los modelos de trade como el Trading Intuitivo, nos hará simplemente ver el mercado como una lotería y posiblemente terminemos perdiendo más de lo que perderíamos con una estrategia bien definida.